No estás conectado. Conéctate o registrate

Agentes Blancos

Ir abajo  Mensaje [Página 1 de 1.]

1 Agentes Blancos el Dom Jul 24, 2011 3:47 pm

Bueno antes que nada... ¡Hola a todo mundo! :pbaile: Aqui vengo a dejarles este nuevo Fic, les dejo el prólogo y el primer capítulo. [[Si lo leen y no comentan... ¬¬ los mataré]] <---- Omitan eso, :la:
¡A leer! =)


Prólogo


12:47 AM.

Corrió silenciosamente por entre los pasillos. Localizó con cierta facilidad la cámara de seguridad, y colocándose de manera opuesta a esta, sacó de su mochila unas finas tijeras para así levantar con cuidado una de las aberturas de la cámara y cortar uno de los tantos cables de esta, esta cerró por completo el lente y el pequeño foco rojo se apagó de inmediato. Cualquiera diría que estaba muy familiarizado con lo que hacía.

Guardó las tijeras y continuó con su camino, hasta ahora todo estaba marchando de acuerdo al plan, se dijo, un poco más y la misión estaría completada. Sin dudar, giró hacia la derecha, de su bolsillo sacó lo que se le parecía a un celular, un punto rojo parpadeaba en la pantalla, parpadeaba justo donde se encontraba. Paró de correr para así observar con detenimiento la estancia. Su pecho subía y bajaba constantemente, unas finas gotas de sudor bajaban lentamente de su cabeza, sus ojos observaban con detenimiento cada espacio, cada lugar, sin perderse ni un solo detalle.

12:48 AM.

Caminó unos cuantos pasos más, y de nuevo paró. Regresó de nuevo lo que había caminado frunciendo levemente el ceño y una vez más volvió a caminar ese tramo, su cara se suavizó dejando a la vista una enorme sonrisa. Se agachó y con los nudillos golpeó dos veces el suelo, y el eco resonó, hueco. Sin duda había un hueco bajo el piso. Abrió su mochila y de ella sacó una especie de pala, totalmente plana y ancha de la punta. La introdujo en medio de la ranura formada por los dos mosaicos y tiró de ella. El mosaico simplemente se desprendió.

12:49 AM.

Metió a la mochila la pala, y luego volvió a centrarse en lo que tenía al frente. Dentro del hueco, que había dejado el mosaico, se encontraba una caja fuerte, una caja que no tenía ni la más pequeña pelusa de polvo, eso solo indicaba que continuamente la revisaban. Metió las manos con intención de sacarla, la tomó con las dos manos y tiró de ella, esta no se movió. Habían mandado pegar la caja fuerte contra el suelo, y no era todo, habían mandado poner sensores de seguridad a la caja. Maldijo levemente mientras un fuerte y estridente sonido se alzaba en toda la mansión, y en menos de un segundo ya los sonidos de pasos se hacían presente por el pasillo, sin duda las patrullas no tardarían en llegar.

Su respiración se aceleró y con movimientos rápidos colocó la contraseña en la caja fuerte, la cual había investigado hace algunos días. Los pasos se fueron acercando y las sirenas ya se alcanzaban a percibir. El foco de seguridad de la caja pasó de rojo a verde al aceptar la contraseña. Suspiró quedamente y abrió con desesperación la caja. Ahí estaba. La había visto en fotografías, pero nunca en persona. Era hermosa.

12:50 AM.

Sacó con cuidado aquella gema del color del atardecer, abrió su mochila y la colocó en lo más profundo, tratándola con mucha delicadeza. La cerró y echó a correr. Ya no tendría tiempo de salir por donde había llegado, tendría que salir por alguna puerta o ventana trasera. Giró hacia la izquierda y al final del pasillo pudo observar una ventana, una ventana que estaba del lado opuesto de donde se escuchaban las sirenas. Se colocó frente a la ventana y con las dos manos trató de abrirla, no cedió.

Maldiciendo, agarró con fuerza su mochila y echó a correr hacia la ventana. Esta se hizo añicos mientras que el cuerpo caía y rodaba unos cuantos metros sobre el césped. Se levantó y sin si quiera detenerse a asegurarse de sus heridas continuó corriendo a través del jardín. Escuchó voces desde la ventana, sin duda lo seguían con la mirada, unos si fueron hacia la puerta más cercana para seguirlo, otros se quedaron impotentes en la ventana, viendo como el ladrón se iba.

12:51 AM.

Antes de salir por completo del jardín de la mansión, sacó de su mochila una rosa blanca, dejó que esta cayera en el suelo para así perderse por completo en la inmensa oscuridad.


Capitulo 1


“Un espía siempre debe estar preparado para todo. Así que cuando te topes con un sospechoso de origen ruso, te recomiendo que no trates de imitar su acento, tienden a pensar que es una burla hacia ellos y el final nunca es bonito.”
—Guía para espías novatos, por Bridget.

Soy Bridget Collins. Tengo dieciséis años, un gato blanco y una enorme mente maestra. Actualmente trabajo bajo la tutela de Tía Daphne, y simplemente no me puedo quejar; es dulce, linda, y me ha enseñado la mayor parte de lo que se. Mi papá murió realizando una misión en Moscú hace seis años, y mi mamá desapareció hace tres años realizando la misión del Pacífico. Aún duele al recordarlo, y mucho, no lo puedo negar. Pero, algo les puedo asegurar, cuando eres un espía aprendes a hacer que tu corazón se haga fuerte, aprendes a olvidar lo que te causa dolor. O eso es lo que me ha enseñado Tía Daphne.

Aún no les he dicho lo más importante, necesito que lo mantengan en secreto. Desde tiempos atrás la familia Collins inauguró la organización Agentes Blancos (Nunca se dio a conocer al mundo, actualmente nos hacemos pasar por la empresa patrocinadora de la revista L&P—Love&Peace). Los Agentes Blancos, somos un grupo de personas entrenadas y capacitadas para ser espías. Estamos en todo el mundo, resolviendo la misión que se nos otorgue, arriesgando nuestras vidas por el bien estar del mundo.

Hasta ahora creo que ya lo han deducido (y si no, descuida que te lo digo), soy Bridget Collins, espía en entrenamiento: capacitada para misiones de nivel 2. En total hay cuatro niveles de misiones, y actualmente voy en el dos, nada mal eh. Se dice que algunas veces hay excepciones de nivel, hay algunas misiones que sobrepasan de dificultad al nivel 4, ha esas misiones se les da el nombre de nivel clase S. A lo largo de la historia de la corporación podemos encontrar tres personas que lograron colocarse y cumplir misiones de clase S: Mamá, papá, y Tía Daphne.

Así que repasemos de nuevo:

Soy Bridget Collins.

Chica de dieciséis años.

Espía en entrenamiento, nivel 2.

Muy Pronto, espía de misiones clase S.

Ver perfil de usuario

2 Re: Agentes Blancos el Dom Mayo 27, 2012 1:35 pm

Ver perfil de usuario

3 Re: Agentes Blancos el Lun Jul 09, 2012 5:01 pm

silent

Ver perfil de usuario

Contenido patrocinado


Volver arriba  Mensaje [Página 1 de 1.]

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.